Etiquetas

,

Una nueva nevada cubre la Sierra Cantabria

Las previsiones meteorológicas anunciaban que el último fin de semana del mes de marzo de 2017 traería un tiempo inestable con posibilidad de nevadas abundantes, cosa que se cumplió en la noche del viernes al sábado, que amaneció con un manto blanco cubriendo el municipio y con una incesante nevada durante toda la mañana.

En esta recién estrenada primavera se hace raro ver los campos y montes nevados, aunque en general, ha sido bien recibido este aporte de agua tras permanecer durante tantos meses con una preocupante carencia del líquido elemento.  Dicen las estadísticas que el año pasado ha sido uno de los más calurosos y secos desde que se registran estos datos y son varios años de la última década en los que se han batido estos récords.

Un aporte de agua a los acuíferos de la comarca que viene muy bien, aunque durará poco, porque el domingo amanece con un espléndido sol que ilumina y calienta la atmósfera, lo que hará que esta nieve dure poco, máxime si se vuelven a cumplir las previsiones meteorológicas para esta semana que comienza, en la que nos anuncian que las temperaturas subirán a valores propios de la primavera.

Esta es la foto obtenida en la mañana del domingo de la Sierra Cantabria y el monte Toloño desde Peñacerrada, cuando dejó de llover y nevar, luciendo el sol primaveral.

Nevada en Toloño 170325.jpg

.

Problemas de comunicación

Por un corte en el servicio de Internet desde las seis de la tarde del sábado, sin saber cuándo lo restablecerá Telefónica-Movistar, no hemos podido publicar este artículo en su momento, cuando es realmente noticia, teniendo que esperar a que nos vuelvan a restablecer el servicio. En el último número de la revista “Mendialdea Press” se trataba este tema bajo el título “Difícil ‘coser’ la Brecha digital”, informando que: “… Cerrar esta brecha para toda la población es el objetivo perseguido por el Plan Araba Conectada del Departamento Foral de Equilibrio Territorial para esta legislatura, que sin embargo se está encontrando con la tela de araña de la legislación y competencias vigentes, donde las operadoras tienen la sartén por el mango.  Ser considerados como zona blanca, es decir, aquella donde no existen redes de banda ancha ni posibilidad de implantación en tres años, parece ser el primer paso para incentivar con ayudas públicas a que las operadoras se interesen por ofrecer un servicio digno del que ahora se carece”.

Después de llamar a la operadora Movistar el mismo sábado, una hora después del corte, un robot de voz informa que el servicio está interrumpido por una avería en la zona y que avisarán cuando sea restablecido, sin dar más opciones, cortando la comunicación.  No parece una buena “política de empresa” dejar a los usuarios sin servicio y sin más explicaciones que un lacónico comunicado robotizado de que hay una avería, eso ya lo sabemos cuándo llamamos para informarnos de las causas del corte.

Desgraciadamente, tememos que las operadoras, da igual cuál sea ya que sabemos por experiencia porque todas actúan igual, no van a cambiar su forma de actuar ni ofrecer un servicio digno a los usuarios de la Cuadrilla de Campezo-Montaña Alavesa, pero eso sí, nos cobrar lo mismo que por conexiones de Banda Ancha con velocidades de 50 MB pero ofreciendo la décima parte del servicio contratado (5 MB) en el mejor de los casos, con el agravio de que es peor en algunas zonas en las que ni siquiera disponen de conexión.

Tras esperar inútilmente que restablezcan la conexión de Internet, tan necesaria para las comunicaciones, sobre todo para un medio de comunicación como esta página, optamos por utilizar la conexión del móvil para poder subir este artículo, como conexión alternativa ya que está mucho más limitada y resulta excesivamente caro utilizar los MB en exceso.  De todas formas, aunque publiquemos el artículo, no podrá verlo la mayoría de nuestros lectores al estar privados de la conexión de Internet.

Anuncios